En marcha Diplomado en Educación para la Esperanza

El  pasado 1 de septiembre la Diócesis de Tibú, a través de la Pastoral Educativa, dio inició al Diplomado en Educación para la Esperanza, dirigido a docentes de Sardinata, Tibú, El Tarra y San Calixto.

Esta formación, que se realiza  cada ocho días en el Seminario Menor San Luis Bertrán de Tibú, gracias a una alianza con la Pontificia Universidad Javeriana de Bogotá, se divide en 10 módulos que finalizarían el 17 de noviembre  de 2018.

El primer módulo contó con el conferencista Ramón Eduardo González. Magister en estudios políticos de la Pontificia Universidad Javeriana y profesor de la Facultad de Teología de esta universidad, fundador y director de Pensilvania comunidad viva,  2° Premio Nacional de paz, y facilitador de procesos de construcción de comunidades de paz.

En este primer espacio de formación, los participantes analizaron el contexto de la región del Catatumbo identificando las fuentes de desesperanza que opacan al territorio. Así mismo, debatieron sobre los retos y esperanzas para el futuro. Los docentes coincidieron en que se ha venido forjando esperanza en la región con la dejación de armas por parte de la Farc-EP. El reto más grande que debe afrontar la región está ligado con la sustitución de cultivos de uso ilícito.

Adicionalmente, los docentes compartieron sus experiencias de construcción de esperanza desde las aulas con pequeñas iniciativas que buscan mejorar los resultados académicos y el comportamiento de sus estudiantes, así como reforzar el compromiso de los padres de familia en la labor educativa.

Mariela Rubio,  profesora de la Institución Educativa La Serpentina, de la vereda Caño Indio, aseguró que este primer módulo le permitió “Adquirir estrategias para llegarle de la mejor manera los estudiantes que han sido víctimas del conflicto armado, porque trabajo en una de las zonas veredales (Caño Indio), donde  aún permanecen exmiembros  de las Farc-EP, que operaban en todo Norte de Santander y ahora están en el proceso de reinserción a la vida civil”.

Por su parte, el profesor Leonardo Monroy de la Institución Educativa Orú Bajo, indicó que esta formación le ha permitido conocer y adquirir las herramientas ofrecidas en el contexto de la esperanza, para que el Catatumbo cambie, y no se siga derramando tanta sangre

Los profesores Henry David Guarín Jaimes de la Institución Educativa la Llana,  y Henry Lorenzo Gelvez, de la Institución Educativa Orú Bajo, coinciden en que compartir experiencias educativas con los demás docentes de la región les permite fortalecer sus procesos educativos.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *